miércoles, 19 de septiembre de 2007

EL FLACO FAVOR DE LOS TAXISTAS A LA CIUDAD

De nuevo los taxistas son los protagonistas, de forma lamentable, de la actualidad informativa de la ciudad. Sus continuos encontronazos con los hoteleros han acabado en una actitud poco propia por parte de algunos miembros del colectivo del volante, al arrojar huevos a las fachadas y proferir amenazas a los recepcionistas de varios hoteles.
Visto lo visto, lo cierto es que los hoteles no tienen por qué asumir las tropelías que se comenten desde dentro del propio sector del taxi. Ni asumir unos gastos de los cuales no son responsables en absoluto. El hotelero -o el trabajador de un hotel- tiene que ofrecer un servicio tan simple como el del transporte a su cliente. Si para ello se tienen que llegar a acuerdos con taxistas (ojo, digo taxistas, que no particulares con vehículos) que sí quieren aportar más que sustraer a la economía de esta ciudad, están en su derecho de hacerlo. Nada ni nadie obliga a que sea necesario llamar a una determinada emisora. Porque como comprenderán, una persona que necesita un transporte para llegar -pongo por caso- al Aeropuerto de San Pablo a una hora determinada para tomar un avión, no puede estar pendiente de la llegada o no de un taxi a la puerta de su hotel y mucho menos que la carrera le cueste casi como el billete de avión.
La Asociación de Hoteles de Sevilla ha puesto pie en pared de la mejor manera que sabía: apela a nuestros políticos locales para que, de una vez, intercedan en este asunto. Y denuncian públicamente, cara a la opinión pública, la extorsión a la que se ven sometidos sus asociados. Con valentía y por derecho.
Esto no aporta nada bueno a nadie, ni siquiera a la ciudad. Espero que no lleguemos a aquellos años en los que la inseguridad era moneda de cambio en nuestras calles y los touroperadores advertían de la misma en sus folletos. Aquello le hizo mucho daño al turismo y todos perdimos por igual.



Y esto también puede hacer daño, aunque los hoteles se seguirán llenando. No todos perderán por igual esta vez.

3 comentarios:

el aguaó dijo...

Aqui hay mucha gente que todavía no se ha enterado que el Turismo es uno de los sectores más importantes de la ciudad. La mayor parte de los ingresos son gracias al Turismo, y por ello hay que cuidarlo, mimarlo y darle satisfaccines.

Parece que hay muchos taxistas que aún no se han dado cuenta de estos detalles.

Y como bien dices querido Miguel, nos afecta a todos.

Un abrazo.

Dama de sevillano nombre dijo...

Mi última relación con el taxi fue hace unos 5 años, cuando me querían cobrar 36 Euros desde Atocha a Barajas...
¿La hoja de reclamaciones?
Prefiero no acordarme, desde aquel día, cojo el metro.

Son Poemas dijo...

Me esperaba una guía diferente. Pero, me resultó interesante.

Gracias.